Le prestó la cédula a su marido…y luego la dieron por muerta